Las Merindades

Las Merindades

Sensaciones por descubrir
Mis favoritos
Burgos Origen y Destino
Tipo de ruta
  • De pajareo De pajareo
  • Dificultad Fácil Fácil
  • Recorrido Sólo IDA Sólo IDA
  • Distancia Distancia 53.00 km
  • Tiempo estimado 1 día 1 día

Los Montes Obarenes – San Zadornil, se alzan como un gran murallón natural sobre las llanas tierras de la Bureba, en las últimas y más meridionales estribaciones de la Cordillera Cantábrica. Limitan al norte con el río Ebro. Su zona central se conoce como Montes Obarenes.
Comprende las sierras de Oña, La Llana, Pancorbo, Árcena y los propiamente llamados Montes Obarenes que cierran el sur. San Zadornil se cierra al sur por la Sierra de Árcena insertándose en la provincia de Álava.
El territorio que ocupa el Espacio Natural de Montes Obarenes-San Zadornil es de una gran belleza y variedad paisajística. Su principal atractivo consiste en una serie de bellos y profundos desfiladeros. Las hoces excavadas por el Ebro en la Horadada y Sobrón, el angosto desfiladero tallado por el río Oca en las proximidades de Oña y la garganta  abierta por el río Purón en la sierra de Árcena son los más claros ejemplos.
Su riqueza en especies arbóreas y arbustivas viene dada por su privilegiada situación a caballo entre las regiones Atlántica y Mediterránea. En sus bosques se hermanan hayas con encinas, acebos con enebros, boj con madroños, robles con pinos o helechos y brezos con tomillos. Casi cualquier combinación es posible en este territorio, desde grandes masas de agua a amplias panorámicas y algunos centros urbanos como Frías, Oña, Herrán…
LAS AVES
Residentes
Zampullín chico – Somormujo lavanco – Buitre leonado – Águila real – Águila azor perdicera – Aguilucho pálido – Halcón peregrino – Perdiz roja – Perdiz pardilla – Rascón europeo – Polla de agua – Focha común – Chocha perdiz – Búho real – Mochuelo común – Martín pescador – Pito real – Pico picapinos – Pico menor – Bisbita alpino – Mirlo acuático – Acentor alpino – Roquero solitario – Curruca cabecinegra – Carbonero común – Carbonero palustre – Trepador azul – Alcaudón real – Chova piquirroja – Chova piquigüalda – Gorrión molinero – Gorrión chillón – Verderrón serrano – Verdecillo – Piquituerto.
De paso
Papamoscas cerrojillo
Estivales
Tórtola común – Vencejo real – Abejaruco común – Lavandera boyera – Colirrojo real – Tarabilla norteña – Collalba gris – Roquero rojo – Carricero tordal – Papamoscas cerrojillo – Alcaudón dorsirrojo – Escribano hortelano – Avetorrillo común – Alimoche – Culebrera europea – Aguililla calzada – Milano negro – Aguilucho lagunero – Aguilucho cenizo – Abejero europeo – Alcotán – Chorlitejo chico – Andarríos chico.
Invernantes
Ánade rabudo – Ánade silbón – Milano real – Esmerejón – Chocha perdiz – Bisbita pratense – Zorzal alirrojo – Zorzal real – Treparriscos – Gorrión alpino.
ÉPOCA RECOMENDADA
Primavera
Es un buen momento para la observación de la avifauna; rupícolas como buitres leonados, chovas, vencejos reales y otras habitando bosques, prados, cultivos y humedales.
Verano
Sigue la nidificación de algunas especies. Las aves forestales son complicadas de ver. Vuelos primerizos de pollos. Los alimoches se pueden observar en grupos familiares.

Otoño
Paso de aves migratorias camino del sur.
Invierno
Avistamientos de aves invernantes como milanos reales. Es la época más adecuada para acercarnos hasta el embalse de Sobrón en el observatorio de Santa María de Garoña, donde las anátidas aprovechan para pasar los rigores del invierno.

 

Recorrido

  • Etapa 1: Oña - Penches - Barcina - La Aldea

    Se inicia la ruta en la bella localidad de Oña, con su milenario Monasterio de San Salvador. Sus calles pondrán aromas históricos en la búsqueda de las aves onienses; historia y naturaleza fundidos en un abrazo único. En Oña encontrarás la Casa del Parque Natural Montes Obarenes-San Zadornil en la que os informarán de los lugares de interés medioambiental del Parque.
    Continuaremos el recorrido hacia Penches, Barcina y La Aldea, tres pedanías unidas en su cara norte por los Montes Obarenes. Bosques de pinos silvestres y hayas en las laderas del norte, y encinas, quejigos, enebros y boj en las del sur. Campiñas de cereal, girasol, lindes de matorral, una combinación de hábitats ideal para disfrutar de su biodiversidad.

  • Etapa 2: Desfiladero del Molinar - Observatorio de Sta María de Garoña - Entre Montejos.

    En Tobera, en el desfiladero del río Molinar, tenemos un conjunto histórico de primer orden. La iglesia de la Hoz, un humilladero y un puente medieval nos invitarán a deteernos para contemplarlo enmarcado en un desfiladero. Chovas piquirrojas y otras rupícolas pondrán la música.

    Continuamos la ruta hacia Santa María de Garoña. Donde el Ebro se embalsa en Sobrón, tenemos un excelente observatorio que nos permitirá ver las aves que vienen a pasar los rigores invernales procedentes del norte. Un lugar relajante donde pasar un buen rato.
    los márgenes del embalse con carrizos, juncos, espadañas y bosque de ribera, se enmarcan entre el pico Humión y la sierra de Árcena.

    En Montejo de San Miguel hay un museo etnográfico familiar, donde podrás obtener información valiosa del entorno.

  • Etapa 3: Puente de Frías - Cillaperlata - Desfiladero de la Horadada

    Al final de Montejo de San Miguel sale la carretera que nos acerca a una maravilloso puente medieval de Frías. El puente sobre Ebro con sus aguas calmadas con juncos, carrizos y su bien conservado bosque de ribera, ofrece un buen ejemplo en el que patrimonio  artístico y natural se funden. Nos podemos acercar la ciudad de Frías, excelente mirador del valle deTobalina, los Montes Obarenes y la Sierra de Árcena.
    La siguiente parada de nuestra ruta nos llevará a Cillarperlata. A orillas del Ebro, combina las aguas de su presa con su bello caserío y entorno. A los pies de la presa, el Ebro ve mermado su caudal por un canal que lo desvía hacia una central hidroeléctrica. Pequeños charcos y ligeras corrientes son lugar de andarríos chicos, martín pescador, mirlos acuáticos y lavanderas.
    Desde Cillaperlata nos acercamos hasta el desfiladero de la Horadada una maravilla geológica que nos sorprenderá con su desafiante verticalidad pétrea.

    Recursos relacionados

Información práctica